lunes, 23 de septiembre de 2013

El gol se resiste (0-0)

Segunda jornada y nuevo empate a cero de los pupilos de José Mari Moreno.

Antes del partido se hizo entrega de una camiseta y del carnet de la UD Pilas a Pedro Garrido, director de “Autodesguace El Poyo”, patrocinador oficial del club.

José Luis Anguas, en nombre de la Junta Gestora, hace entrega a Pedro Garrido de una equipación de la UD Pilas
No pudo la UD Pilas brindar una victoria a la afición que, en buen número, se dio cita en las gradas del Manuel Leonardo Ventura para ver el primer partido de los blanquiazules en su estadio. No pudo, sencillamente, porque no encontró los caminos que llevan al gol, rey supremo de este deporte llamado fútbol. Durante la primera parte, apenas inquietó al portero visitante; y en la segunda, cuando las llegadas fueron más continuas y se presentó una oportunidad inmejorable, no hubo suerte en la finalización.

Alonso cuajó una buena actuación en su debut
Tampoco se perdió, y ese es el balance más positivo que arroja el partido. Alonso, que sustituyó a Fricu, lesionado durante el calentamiento, tuvo un debut inmaculado, demostrando ser un portero solvente, sobre todo en los balones aéreos. También se lesionó en la segunda parte Lego, otro de los debutantes, que sufrió un fuerte esguince en su tobillo izquierdo, por lo que ha tenido que ser escayolado y estará algunas semanas de baja. Dos lesiones que amargaron un poco más el arranque liguero de la UD Pilas en casa.

José Mari Moreno realizó tres cambios con respecto al once que saltó al campo del Ibarburu: Alonso en lugar de Fricu, Lego en detrimento de Curro, que salió de la convocatoria y Fran, que ocupó el sitio de Alberto en el centro del campo, quedando este en el banquillo. También salieron de la convocatoria Jorge y Yoni, sustituidos por Loren y Anguas, quien tras su periplo por el Sevilla C, San Juan y Cádiz B, ha decidido jugar este año en la UD Pilas, en cuyo primer equipo debutó con tan solo 15 años.

El primer tiempo resultó de lo más soso y aburrido. Ni locales ni visitantes se mostraban fluidos en su
Esteban intenta controlar, muy presionado por un rival
juego, predominando las imprecisiones y las pérdidas de balón. La UD Pilas no encontraba la forma de llegar arriba con peligro, ni con desplazamientos largos de balón, ni tocando por el centro, ni buscando las bandas. Quique y Antonio Estévez no tuvieron su mejor día, y Rafa peleaba mucho, pero no disfrutaba de balones propicios, pues Esteban, Porras y Fran encontraron muchas dificultades para superar la presión ejercida por el rival en la zona ancha.. De este modo, las jugadas de ataque que lograban finalizarse, lo hacían con remates defectuosos, que el guardameta Andrés atajaba sin apenas dificultad.

Rafa estrella su remate en el poste
En la segunda mitad, el técnico pileño movió pronto el banquillo, dando entrada a Anguas y a Alberto en lugar de Quique (muy apagado toda la tarde) y de Fran, para buscar mayor dinamismo y profundidad en la media punta. El cambio estuvo a punto de dar el fruto deseado, pues, inmediatamente, Antonio Estévez sirvió un pase al corazón del área que dejó a Rafa solo ante el portero. El remate del delantero se estrelló en el poste y el posterior rechace llegó a pies del propio Alberto quien, libre de marca y a puerta vacía, remató alto, para desesperación del público, que ya se aprestaba a cantar el gol.

Alberto recoge el rechace y envía el balón alto
Fue, sin duda la mejor ocasión del partido. El empate seguía en el marcador y los jugadores pileños redoblaron su esfuerzo para dominar a un Calavera que cada vez se prodigaba menos en ataque, y cuando lo hacía, era gracias al fenomenal saque del cancerbero Andrés y solía finalizar con balones bombeados que Alonso atajaba con comodidad.

En el m. 60, una larga jugada de ataque de la UD Pilas no encontró un remate definitivo, a pesar de que el esférico se paseó varias veces por el borde del área pequeña y en el 66, una acción personal de Anguas fue abortada con el pie por el guardameta visitante. Bueno sustituyó a Rafa (m. 68) y acto seguido, Loren hizo lo propio con el lesionado Lego.

El dominio pileño se intensificó en los minutos finales, pero los faros que guían hasta el gol seguían apagados. Tampoco el Calavera mostraba excesivo peligro en sus contragolpes, y solo Eli puso en ciertos apuros a Alonso, con un disparo cruzado, tras aprovechar una pérdida de balón de los pileños en el centro del campo.

En tiempo de prolongación, Bueno culminó una buena jugada con un disparo duro, pero muy centrado, que atrapó sin problemas Andrés.

Con el empate a cero inicial se llegó al final del partido, y con la sensación general de que, sin hacer un gran partido, la UD Pilas se podría haber llevado los tres puntos, si hubiese habido más acierto, sobre todo en la referida jugada del minuto 55.

Pero no fue así, y el equipo solo ha sumado dos puntos en otras tantas comparecencias ligueras, algo que intentará revertir en la próxima jornada. No va a ser fácil, pues la UD Pilas visita al Camino Viejo, un rival que apunta a favorito al ascenso, por lo que hizo la temporada pasada y por lo que está haciendo en la presente, en la que ha sumado los seis puntos en juego, lo que le vale para gozar el liderato de la tabla clasificatoria.

No obstante, el grupo dirigido por José Mari Moreno cuenta con buenos mimbres y el trabajo está siendo serio, bases sobre las cuales tienen que sustentarse los buenos resultados que, seguro, no tardarán en llegar. Esperemos que sea el próximo domingo.

FICHA TÉCNICA

UD PILAS: Alonso, Juradito, Lego (Loren), Chiqui, Quintero, Esteban, Antonio Estévez, Porras, Rafa (Bueno), Fran (Alberto) y Quique (Anguas).

CALAVERA CF: Andrés, Agustín (Eli), Sera, Gómez, Paco, Farfán, Abel (Cisco), Piñero, Peca (Álex Correa), Álex e Isaac (Fernando).

ÁRBITRO: Montes Moreno. Amonestó a Juradito, Alonso, Esteban, Quintero, Peca y Eli.

Volvió Juan Anguas a la UD Pilas, dejando destellos de su indudable calidad