viernes, 15 de agosto de 2014

Excesivo castigo para una UD Pilas que mereció más (0-3)

La UD Pilas cayó en su primer amistoso en casa ante la AD Cartaya por un contundente 0-3, que resulta engañoso, pues no refleja en modo alguno la igualdad que pudo apreciarse en el terreno de juego.

El partido estuvo marcado por dos errores defensivos en los primeros minutos, aprovechados por una AD Cartaya que mostró una efectividad abrumadora de cara al marco contrario.

En la primera parte, José Julio Monsalves dispuso un once inicial formado por Alonso, Chiqui, Curro, Lego, Jurado, Esteban, Samir, Fran, Anguas, Ponce y Nacho. El equipo empezó bien, dando la cara ante un rival que lleva un mes de preparación y cuatro partidos amistosos disputados y que además, ha sido confeccionado con bastantes jugadores procedentes de superior categoría, con la firme intención de buscar el ascenso. Pero un primer error de marcaje permitió a Carlos Maestre conseguir el 0-1 en el minuto 12, al rematar a placer en el área pequeña una falta lateral. Solo dos minutos más tarde, un balón cedido por Jurado a Alonso fue despejado por el guardameta directamente a los dominios de Maestre, quien, a puerta vacía, conseguía el 0-2.

Este desgraciado comienzo de partido iba a marcar el resto del choque, ya que, aunque la UD Pilas intentó reponerse y buscar con ahínco la portería contraria, no encontró el premio del gol, a pesar de las muchas ocasiones de peligro creadas, sobre todo por medio de Anguas. Incluso fue anulado un tanto a Nacho por fuera de juego, a pesar de que el balón le llegó procedente de un contrario. Por el contrario, iba a ser el Cartaya el que, en la recta final de esta primera mitad, aprovechara un contragolpe para situar el 0-3 en el marcador, obra de Pitu.

En la segunda parte, saltaron al campo Burgos, Juradito (José Alberto), Soldán, Juan, Quintero, Loren, Rojas, Juanma, Porras, Cañada y Bueno. En este periodo, el dominio pileño se intensificó y la AD Cartaya apenas asomaba por la meta de Burgos. Los locales buscaron recortar distancias con fe, pero se toparon con una defensa muy firme, y también con otra decisión polémica del colegiado, que dejó sin sancionar un claro empujón sobre Cañada dentro del área.

Al final, el esfuerzo pileño se quedó sin premio y el resultado no se movió, reflejando una diferencia que no se correspondió con el fútbol desplegado por ambos contendientes.

La AD Cartaya de Juan Carlos Camacho jugó con Viruta, Fidel, Durán, David Díaz, Carlos Maestre, Sergio, Pitu, David Pereira, Canito, Nando y Pablo Millán. También jugaron Mimi, Minero, Álex, Fran, David Ordóñez, Alberto Piris y Obi.

José Julio Monsalves continúa trabajando y probando a sus hombres, a los que ha dado descanso hasta el lunes. El martes volveremos a disputar un amistoso, en esta ocasión en la localidad vecina de Benacazón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario