domingo, 4 de octubre de 2015

Gran exhibición de fútbol y goles para reencontrar la victoria (4-0)


La UD Pilas se deshizo de forma brillante y rotunda del CD Pozoblanco al que endosó un incontestable 4-0 en el partido correspondiente a la 5ª jornada de liga disputado en el Manuel Leonardo Ventura.

Era la tercera comparecencia de los pileños como locales y el partido se pareció mucho a los dos anteriores, con la única diferencia de que el día del Villanueva el balón no quiso entrar y no llegó la merecida victoria. Y es que de nuevo el rival puso las cosas difíciles en los primeros minutos, en los que los hombres de Mario Rojas se situaron bien sobre el terreno de juego y presionaron en todas las zonas del mismo, dificultando las maniobras de los locales.

El Pozoblanco llegó a marcar en el m. 6, pero el gol fue bien anulado, ya que fue un lanzamiento cercano a la línea divisoria realizado por Alberto Fernández, que estaba poniendo el balón en movimiento tras señalar el árbitro un fuera de juego de Quique. Al entrar el balón directamente en la meta de Maraver, el gol no subió al marcador, pues el fuera de juego es siempre un libre indirecto.

Porras cuajó un partido sobresaliente
En los minutos 13 y 15 los pileños se estiraron y estuvieron a punto de marcar en sendas acciones de Rafa Toro y Quique, como también tuvo el gol en sus botas el capitán pozoalbense Pedro Jesús, que remató desviado en inmejorable posición.

A partir de este momento, el buen inicio visitante se fue diluyendo y el equipo cordobés se empezó a ver doblegado por la velocidad, el buen toque y la verticalidad de los hombres de José Julio Monsalves. Porras y Quique gozaron de excelentes oportunidades ante el marco de Pedro, pero hubo que esperar al m. 24 para cantar el primero de la mañana, obra de Quique, quien esta vez sí acertó a embocar un fantástico pase de la muerte de Porras.

Quique se reencontró con el gol
Sólo seis minutos tardaría el propio Porras en poner el segundo en el marcador, al recoger un buen pase de Juanma Ramírez y batir a Pedro tras una gran acción personal.

Con 2-0 en el marcador el dominio pileño era absoluto y los jugadores del Pozoblanco no daban Quique, elevando el esférico por encima de Pedro.
abasto para apagar los incendios que se declaraban por todas las zonas de su retaguardia. En esas estábamos cuando llegó la jugada “top” de la mañana: una exquisitez futbolística fabricada por Gabri con un pase interior de maestro del balón y una definición no menos magistral de

Con el 3-0 todo parecía decidido, pues el Pozoblanco apenas era capaz de asomarse por las inmediaciones de Maraver. Lo hizo en un extraño libre indirecto señalado por el colegiado dentro del área, que terminó en saque de esquina.

La UD Pilas, en cambio, pudo hacer aún más daño antes del descanso, con otras dos oportunidades claras de Quique, al que el árbitro cargó con una cartulina amarilla absurda por acercarse a la banda a beber.

Gabri, que estuvo sensacional, obtuvo además el premio del gol.
Para afrontar la segunda parte, el técnico pozoalbense hizo dos cambios, dando entrada a Sierra y a Iván en lugar de Ángel y Sancho. Su intención era la de irse arriba a buscar un gol que metiera a su equipo en el partido, pero lo que se encontró fue el 4-0, tras culminar Gabri un contragolpe perfecto iniciado por Rojas.

Este gol sí que sentenció el choque a falta de más de media hora para el final. En ese tiempo, José Julio aprovechó para dar minutos a los jugadores del banquillo y el equipo mantuvo bien el orden ante las acometidas sin convicción del Pozoblanco, en cuyo haber lo más importante que hay que apuntar es un remate a la base del poste por parte de Miguel Ruiz.

Rafa Toro se mostró muy activo en ataque
Así se fueron consumiendo los minutos y llegó el final del partido. La UD Pilas ganó con todo merecimiento, después de haber deleitado a su afición con un impresionante despliegue de buen fútbol y goles ante un rival de los importantes de la categoría. El público supo valorar este esfuerzo tributando una fuerte ovación a los jugadores antes de que se retiraran a los vestuarios.

Ahora vienen dos partidos fuera de casa (Pedrera y Puente Genil), lo que se aprovechará para resembrar el césped del estadio Manuel Leonardo Ventura. Mientras tanto, el equipo entrenará en el Polideportivo Alonso Larios de Hinojos, localidad que, una vez más, nos abre sus puertas gentilmente.

Con 8 puntos en su haber y con las sensaciones que ha dejado este último encuentro, esperamos que el equipo afronte pleno de moral este doble desplazamiento, y siga haciendo acopio de puntos antes de regresar a casa, dentro de tres semanas, ante el Espeleño.

FICHA TÉCNICA

UD PILAS: Maraver, Zayas, Soldán, Juanma Ramírez, Quintero, Esteban, Rojas (Ponce, m. 58), Porras (Chiqui, m. 67), Quique (Bueno, m. 48), Gabri y Rafa Toro (Cañada, m. 63).

CD POZOBLANCO: Pedro, Charaf, Fran, Félix, Ángel (Sierra, m. 46), Carlos Moreno, Pedro Jesús, Sancho (Iván, m. 46), Miguel Ruiz e Isma.

ÁRBITRO: Gallardo Rodríguez. Amonestó a los locales Quique, Porras y Ponce y al visitante Fran.

GOLES: 1-0: Quique (m. 24); 2-0: Porras (m. 30); 3-0: Quique (m. 37); 4-0: Gabri (m. 58).

No hay comentarios:

Publicar un comentario