domingo, 9 de octubre de 2016

Solidaridad, buen fútbol y victoria (2-1)


Tras dos victorias consecutivas, la UD Pilas encaraba una nueva jornada de liga en casa recibiendo la visita del CD Mairena, en un partido marcado por el llamamiento solidario lanzado por el club a lo largo de la semana para ayudar al pequeño Román.

En tan señalada cita, todos los protagonistas del espectáculo estuvieron a la altura de las

Un socio muestra su carnet y la entrada
circunstancias, empezando por la afición, que se dio cita en buen número en las gradas del estadio Manuel Leonardo (muchísimos socios pagaron también su entrada) y terminando por los jugadores, que brindaron a los suyos un gran partido y una victoria que afianza al equipo en la zona alta de la clasificación.

En el once inicial dispuesto por José Julio Monsalves sólo se produjo una novedad con respecto al partido anterior: la presencia de Chiqui por primera vez como titular, en lugar del lesionado Juanma. Por lo demás, el equipo arrancó el partido con el mismo esquema de juego y las mismas intenciones de encuentros anteriores, aunque en los primeros minutos sufrió debido a la fortísima presión impuesta por el CD Mairena en campo pileño, lo que dificultaba enormemente el juego de los blanquiazules. Tanto es así que la primera ocasión clara del encuentro hay que anotarla del lado mairenero, ya que Lucas estuvo a punto de batir a Tote con una vaselina que se marchó fuera por poco (15’).

Este serio aviso tuvo el efecto de reactivar a los pileños que, poco a poco, empezaron a sobreponerse y el juego se fue igualando, al tiempo que se apagaba el ímpetu físico con que arrancaron los visitantes el choque. No obstante, todavía hubo una jugada de bastante peligro en el área pileña tras un mal despeje de Salado, que resolvió Barbecho con gran solvencia.

Era el minuto 22 y ahí prácticamente se acabó la artillería mairenera. A partir de ese momento, las apariciones de la UD Pilas por las inmediaciones del meta Antonio empezaron a sucederse, hasta que un gran pase de Rafa fue aprovechado por Nacho para conseguir el 1-0, engañando muy bien al portero (29’).

En el último cuarto de hora de esta primera mitad, aún pudo la UD Pilas aumentar su ventaja con ocasiones muy claras, como un zapatazo impresionante de Salado desde 40 metros que a punto estuvo de encontrar la escuadra de Antonio (32’), un remate a placer de Rafa que entre el portero y un defensa sacaron cuando al parecer el balón había llegado a rebasar la línea de gol (33’) y un remate de Nacho en posición muy ventajosa, que se marchó por encima del larguero (37’).

La segunda mitad comenzó con la misma tónica con que terminó la primera y sólo habían transcurrido cinco minutos cuando Barbecho robó la pelota y asistió para que Nacho, de nuevo engañando al portero con una enorme calidad, pusiera el 2-0 en el marcador.

Este plácido panorama se complicó sólo tres minutos más tarde, ya que Nacho, que había recibido
Nacho consigue el 2-0
una fuerte patada de Leo, hizo un mal gesto que el árbitro castigó con tarjeta roja, mientras el central mairenero quedó sin castigo.

A pesar de la inferioridad numérica, la UD Pilas no se descompuso y siguió trabajando muy bien, mostrándose superior a su rival en todas las facetas del juego. No solo defendió eficazmente su renta, sino que fue capaz de generar un buen número de oportunidades claras de gol, que podrían haber convertido el resultado final en una auténtica goleada.

Quintero, Barbecho, Rojas y, sobre todo Yeray, gozaron de ocasiones excelentes para haber aumentado la renta, pero falló la puntería y el Mairena seguía en el partido, aunque en ningún momento dio la sensación de estar en condiciones de poner en duda la suerte final del partido. Tan sólo un certero remate de Mariano a la salida de un córner, cuando ya se disputaba el último minuto del alargue, sirvió para que los visitantes acortaran distancias y dejaran el marcador en un 2-1 a todas luces exiguo para los méritos ofensivos contraídos por unos y otros en el terreno de juego.
Cristóbal Galán controla la pelota acosado por un contrario

Sea como fuere, la victoria se quedó en casa y el numeroso público asistente se marchó contento con su equipo, que realizó un gran partido y un enorme esfuerzo, tras jugar casi toda la segunda parte en inferioridad.
Es la tercera victoria consecutiva de una UD Pilas que poco a poco empieza a tomar el pulso a la categoría, y que ahora encara dos dificilísimas salidas consecutivas para enfrentarse al Villafranco y al Pedrera, periplo que aprovechará el Ayuntamiento para resembrar el césped del estadio Manuel Leonardo Ventura.

Los buenos resultados obtenidos deben servir para seguir trabajando duro y con confianza, pero en modo alguno para dejar ni el más mínimo resquicio a la relajación. Sería un error que sin duda se pagaría muy, muy caro.

FICHA TÉCNICA

UD PILAS: Tote, Diego (Bernal, 80’), Barbecho, Quintero, Salado, Chiqui, Rojas (Juan Anguas, 87’), Salva, Rafa (Lito, 57’), Nacho y Galán (Yeray, 52’).

CD MAIRENA: Antonio, Marrufo (Mariano, 46’), Alberto (Yeray, 56’), Huertas (Manu, 68’), Leo, Pablo, Pedro, Edu, Lucas, Savi y Severo (Claudio, 68’).

Árbitro: Adrián Salinero González. Expulsó con roja directa a Nacho (53’). Amarillas para los locales Nacho, Diego y Salva y para los visitantes Yeray y Huertas.

Goles: 1-0: Nacho (29’); 2-0: Nacho (50’); 2-1: Mariano (95’)

No hay comentarios:

Publicar un comentario