domingo, 19 de marzo de 2017

Por fin el mérito se tradujo en premio (3-2)


Una vuelta del campeonato ha tenido que pasar para que la UD Pilas vuelva ganar un partido, algo que no lograba desde el pasado 13 de noviembre de 2016, cuando derrotó en su estadio a La Liara Balompié (3-0). Desde entonces, el equipo blanquiazul ha acumulado méritos en muchos encuentros para haber logrado el triunfo, pero por unos motivos o por otros, la moneda siempre venía saliendo cruz.

Fidalgo anima a los suyos desde el banquillo
En esta ocasión, el conjunto dirigido por José Manuel Fidalgo logró hacerse con los tres puntos en juego, además de una forma especialmente brillante, ya que tuvo que levantar un 0-2 con el que se había llegado al tiempo de descanso.

Antes de que el balón empezara a rodar, se produjo la primera mala noticia, con la baja por enfermedad de Chiqui, por lo que sólo se vistieron quince jugadores. Además, el choque empezó de la peor forma posible, ya que apenas se habían disputado tres minutos cuando un error en el despeje del guardameta Anguas sirvió el balón en bandeja para que Adri estableciera el 0-1.

El gol, lógicamente, fue un mazazo para los locales, pero no trastocó demasiado sus planes, ya que de inicio el planteamiento era muy ofensivo. Así, el técnico pileño dibujó un esquema en el que Aarón y Lito ocupaban plaza en las bandas, en posiciones muy adelantadas, tratando de conectar con Nacho y Rami, que actuaban en punta.

La UD Pilas buscó la portería contraria y el empate increíblemente no llegó en una jugada en la que remató Aarón, y un defensa despejó debajo del marco, yendo el balón a estrellarse con la parte inferior del travesaño; posteriormente, Lito disparó y de nuevo un jugador visitante desvió la pelota a córner (24’).

Tras una acción en la que se pidió penalti por derribo de Rami en el área (26’), llegó el 0-2, en una buena penetración de Parri y Javi por la izquierda, centro pasado de este último y remate a placer de Curro, tras no llegar el portero pileño a tocar el esférico en su salida (30’).

Dadas la trayectoria y la situación de la UD Pilas, este 0-2 al descanso parecía una losa demasiado
pesada de levantar. Sin embargo, los hombres de José Manuel Fidalgo no perdieron la fe y continuaron luchando en la reanudación, ya con Salva en el campo en sustitución de Diego, logrando doblegar por completo a su rival en el juego y, finalmente, también en el marcador.

Nacho celebra con Bernal el 1-2
Ya en el 47’, salvó Javi el gol tras un remate de cabeza de Aarón. Posteriormente, Rojas y Bernal lanzaron sendas faltas desde fuera del área con mucha intención, pero fuera del marco aruncitano.

El 1-2 iba a llegar en el 58’, tras una falta en la línea de medios que el equipo blanquiazul sacó rápidamente para sorprender a su rival. El balón llegó a Salva quien, en la frontal del área, asistió a Nacho para que este desde cerca conectara un potente remate ante el que nada pudo hacer en esta ocasión Javi. Es el 10º gol del delantero pileño en la presente temporada.

Este tanto animó a los locales que ya ponían cerco descaradamente a la portería de un Morón que reculó en demasía, lo que al final iba a terminar pagando muy caro. El técnico pileño arriesgó aún más metiendo en el campo a Pedro en lugar de Bernal, e iba a ser precisamente el delantero sanluqueño el autor del 2-2 al aprovechar un rechace en corto de la defensa rojiblanca tras una falta lejana botada al interior del área (70’).

Pedro fue autor del empate
Había tiempo por delante y cualquier cosa podía ocurrir. Se esperaba la reacción del Morón, pero el equipo de Domingo Caro continuó mostrándose muy timorato y el balón prácticamente no aparecía por las inmediaciones de la meta de Anguas.

Para la recta final del partido, Fidalgo retiró a Nacho, que había trabajado muchísimo y puso en el campo a Quintero, para colgar balones en el área en busca de un remate salvador. No hizo falta, porque en el 88’, un balón en profundidad sobre Lito sirvió para que este, con gran velocidad, se plantara ante Javi y lograra batirlo por bajo.

De esta forma se consumaba la remontada y llegaba el delirio a las gradas del Manuel Leonardo, tan ayunas de satisfacciones en la presente temporada. En el tiempo añadido, el Morón gozó de un par de faltas metidas en el área desde la medular, pero la verdadera ocasión de gol la tuvo Rami quien, solo ante Javi, no logró superarlo.

El éxtasis llegó con el 3-2, obra de Lito
La nota más negativa del encuentro llegó en sus últimos instantes, con la expulsión de Rojas por ver su segunda cartulina amarilla, lo que provocará que el mediocentro pileño cause baja para el importante choque de la próxima jornada en Los Palacios ante La Liara Balompié.

Como en otros muchos partidos, la UD Pilas hizo méritos para lograr la victoria, a pesar de los inconvenientes y de la calidad del rival. La diferencia estuvo en que, en esta ocasión, el fútbol sí entregó a la escuadra blanquiazul lo que tantas y tantas veces le ha negado. Ahora queda esperar que este sea ese punto de inflexión hacia los buenos resultados por el que tanto está trabajando el equipo.

FICHA TÉCNICA

UD PILAS: Anguas, Diego (Salva, 46’), Bernal (Pedro, 66’), Zayas, Juanma, Rojas, Lito, Miguel, Nacho (Quintero, 85’), Rami y Aarón.

UD MORÓN: Javi, Peña, Parri, Josue, David (Juan Alda, 89’), Edmundo, David Benítez, Vano, Adri, Durro (Mario, 44’) y Javi (Adri, 77’).

GOLES: 0-1: Adri (3’); 0-2: Curro (30’); 1-2: Nacho (58’); 2-2: Pedro (70’); 3-2: Lito (88’).

ÁRBITRO: Jorge Ordóñez Martín. Expulsó por doble amarilla al local Rojas (93’). Amarillas para los locales Aarón, Nacho, Rami, Juanma y Lito y para el visitante Adri.

No hay comentarios:

Publicar un comentario