domingo, 6 de mayo de 2018

La sexta victoria consecutiva llegó con goleada (6-1)

Con el once inicial se fotografió Antonio Cuesta, socio nº 11 del club

No necesitó la UD Pilas hacer uno de los mejores partidos de la temporada para pasar por encima del Olivarense AT, al que derrotó por un contundente 6-1, a pesar de que el guardameta José fue el mejor de su equipo, evitando con sus paradas una goleada incluso mayor.

El equipo dirigido por Sixto Bernal está en un gran momento, y los jugadores se muestran unidos, sacrificados y solidarios en el trabajo, lo que se pone de manifiesto en el terreno de juego, con una racha de resultados positivos que alcanza ya la sexta victoria consecutiva. En esta ocasión, el rival venía al estadio Manuel Leonardo a apurar sus últimas opciones de permanencia, y plantó una batalla abierta y bonita en los primeros minutos, pero fue cayendo como fruta madura ante la mayor calidad de los locales, que incluso sin lograr imponerse claramente en el juego en la primera parte, fue golpeando con la efectividad de un Nacho rápido y letal de cara al marco contrario.
Nacho está en estado de gracia
Sixto decidió jugar con dos delanteros, dibujando sobre el campo un clásico 4-4-2, tal vez con la intención de hacer daño a una defensa rival que, por razones obvias, tendría que jugar adelantada en busca de la victoria, imprescindible para seguir soñando con la salvación.

Durante la primera mitad, el equipo blanquiazul no conseguía dominar el centro del campo, donde cometía muchos errores en los controles y en los pases, lo que provocaba muchas pérdidas de balón. De hecho, en una de ellas, pudo adelantarse el Olivarense por medio de Isco que recibió un pase en ventaja, aunque Burgos estuvo muy atento para salir y abortar el intento del delantero rojiblanco.

La efectividad pileña se puso de manifiesto en el 9’, gracias a un fenomenal pase vertical de Alberto que recibió Nacho quien, tras dos quiebros de muchos quilates, batió por primera vez a José.
Este gol no logró serenar el juego de los pileños, que seguían cometiendo muchas imprecisiones, tal vez por un exceso de confianza que Sixto desde el banquillo trataba de evitar a toda costa. En el 26’ merodeó el empate de nuevo Isco, al rematar desviado una falta ensayada.

Pero la inercia del partido estaba cantada y se dirigía una y otra vez a la portería de José, que primero salvó un disparo a bocajarro de Nacho y vio cómo se iba alto un remate franco de Ponce. No pudo hacer nada el meta olivarense en el 35’ cuando de nuevo un gran pase, en esta ocasión de Alfonso, era aprovechado por Nacho para poner el 2-0 en el marcador. Sólo cinco minutos más tarde, en el 40’, fue Ponce el encargado de poner a Nacho mano a mano con el portero, que en su intento de despeje arrolló al delantero, por lo que el colegiado sancionó la acción como penalti. Transformó la pena máxima Alberto, poniendo al descanso un 3-0 que ya parecía definitivo.
Alberto, emocionado tras conseguir su gol
En la segunda parte, Sixto dio minutos a todos los hombres que tenía en el banquillo, incluido el portero Anguas, que volvía a una convocatoria después de la lesión sufrida en Dos Hermanas. El equipo, con la amplia renta obtenida en la primera mitad, fue mejorando sus prestaciones, a la vez que el Olivarense tiraba la toalla, víctima del cansancio, la inferioridad numérica (Enrique fue expulsado por doble amarilla en el 70') y del descenso que ya se confirmaba.

Nacho, que buscaba su hat-trick, tuvo dos ocasiones clarísimas en los minutos 52’ y 59’, pero sería en el 62’ cuando, por fin, logró ver puerta por tercera vez, tras un servicio de Rojas. El 5-0 lo consiguió Lego en el 70’, tras recoger un rechace de José a disparo de Alfonso.
Lego, autor de dos goles
El Olivarense recortó distancias en el 72’ al aprovechar Julio un balón suelto en el área pequeña y a renglón seguido llegó el gol de la noche, una auténtica obra de arte iniciada por Salva con su galopada, su pase de tacón y coronada con una vaselina perfecta de Lego. Un golazo que establecía el 6-1 final y arrancaba la ovación del público asistente.

En los minutos finales, hubo ocasiones clarísimas para Alfonso, Sergio y Javi Mara, pero el meta José se lució deteniendo disparos que ya se cantaban como goles, por lo que el marcador no se movería más.

En definitiva, una nueva victoria que certifica el buen momento del equipo, que aún tendrá que visitar Albaida y recibir en casa al Libertad para dar por finalizada la temporada. Con esta derrota, el Olivarense At confirmó su descenso de categoría. Desde aquí enviamos un mensaje de ánimo a nuestros amigos de Olivares y les deseamos mucha suerte la próxima temporada.

FICHA TÉCNICA

UD PILAS: Burgos, Chiqui, Lego, Juan, Juanmi, Alberto, Salva, Ponce, Alfonso, Nacho y Bernal. También jugaron: Jurado, Anguas, Piru, Zayas, Rojas, Javi Mara y Sergio.

OLIVARENSE AT: José, Capola, Julio, Manu, Ñito, José Carlos, Enrique, Jesús, Isco, Fernando y Diego. También jugaron: Juan, Javi I, Javi II y Álex.

ÁRBITRO: Alberto Moreno Vera. Amonestó a los locales Alfonso y Rojas y a los visitantes José, Manu, Isco, y Álex. Expulsó por doble amarilla a Enrique (70’).

GOLES: 1-0: Nacho (9’); 2-0: Nacho (35’); 3-0: Alberto, de penalti (40’); 4-0: Nacho (62’); 5-0: Lego (70’); 5-1: Julio (72’); 6-1: Lego (78’).

No hay comentarios:

Publicar un comentario