lunes, 16 de diciembre de 2019

El poder de las inercias nos golpea de nuevo


Tras lo visto en la mañana de ayer domingo, la derrota de la UD Pilas ante el líder escuece por lo injusto de la misma. Los de Santaella cuajaron un buen partido a pesar de las circunstancias, pero se marcharon de vacío tras un gol que tuvo lugar pasados ya los 4 minutos de descuento decretados por el árbitro. Se jugó en el artificial del polideportivo municipal de Pilas (el césped del Manuel Leonardo anda en tiempo de resiembra), un campo de pequeñas dimensiones con un césped deteriorado, circunstancias que parecían beneficiar al rival que tenía enfrente, la P.D. Rociera, líder de la categoría y acostumbrado a jugar en las dimensiones similares que tiene el Manuel Adame Bruña de Dos Hermanas y al tipo de juego que tales circunstancias te invita. A pesar de los pesares, la UD Pilas puso muy cara su derrota ante un grandísimo rival que, además de la veteranía y la calidad que atesoran sus hombres (no es casualidad que lleven 9 victorias consecutivas), tiene una inteligencia supina para manejar “el otro fútbol”.

Santaella salió con una novedad en su once inicial: Porras saltaba al césped con el 9 a la espalda para ejercer de delantero, y lo cierto es que la mayoría de las ocasiones pileñas lo tuvieron a él como protagonista. Primero, en el 2’, un saque de banda fue peinado por el 9 pileño y llegó a pies de Álvaro, que disparó fuera.

En el 10’, llegó la mejor ocasión visitante: Álex Rubio fallaba incomprensiblemente ante Álvaro tras aprovechar el único despiste de la línea defensiva pileña antes del 0-1 en las postrimerías del encuentro. Tan sólo un minuto más tarde, un balón a la espalda de los centrales fue desviado tras una ardua lucha contra su par por Porras, Álvaro llegó para disparar pero el portero envió a córner.

En el 23’, Ismael exigía la mejor versión de Álvaro que con una gran intervención salvó el gol visitante. En el 36’, la gran polémica llegaba al  Polideportivo Municipal: de nuevo Porras atacaba un servicio al espacio, ganaba en velocidad con una superioridad insultante a su par. Rivas, portero visitante, salió del área para tratar de cortar el esférico derribando claramente al delantero pileño, que previamente logró tocar el balón. El colegiado pitó la falta, algo muy claro, pero sorprendentemente sólo amonestó al portero con amarilla, y no la tarjeta roja que todos los allí presentes esperaban. René servía el balón parado al área, Porras encontraba con su testa a Gabri que, de primeras, mandaba el balón por encima del larguero.

Con el 0-0, ocasiones para ambos y una importante polémica que favorecía a los visitantes, acabaron los primeros 45 minutos del encuentro y tocaba descansar.

A la vuelta, la primera ocasión fue para los blanquiazules. Ale Domínguez cazaba una segunda jugada tras un córner y volvía a centrar al área, Gabri en boca de gol no logró golpear al balón y Salado, solo, cabeceó por encima de la portería. En el 75’, Gabri pudo adelantar a los suyos pero su disparo fue desviado por un defensa a manos del portero. Antes, Zayas salvó bajo palos un gol gracias a una acción antológica con el tacón de su pierna derecha.  

Dos penaltis pidió la grada con ahínco, el 2º a Juanmi en un forcejeo en al área que parecía bastante claro. Cuatro minutos daba el colegiado de alargue, pasaba el tiempo y en el 93’40’’ se producía una falta en el flanco izquierdo para los visitantes. El centro al área fue despejado a pocos metros de la misma por la zaga local, el balón era devuelto al interior del área y Miguel, libre de marca, lograba anotar el 0-1 con un toque sutil.

Increíble. Desolación en la expedición local. Caras de no entender nada. Dolor y mucha rabia por haber visto, de nuevo, cómo salía cruz, a pesar de que ni siquiera se había lanzado la moneda al aire. Otra vez el descuento -esta vez, más allá del mismo incluso- había costado un punto más que merecido gracias a un gran partido. La grada pileña supo reconocer el esfuerzo de los suyos y les despidió con una atronadora ovación en su caminar cabizbajos hacia vestuarios.

La semana próxima, visitaremos un hueso duro para dar por finalizada la primera vuelta. El Lora C.F. es uno de los favoritos para estar en los puestos de play-off, pues tiene un proyecto bastante ambicioso y cuenta en sus filas con grandes jugadores. Con plena convicción y sin complejo alguno, la UD Pilas se presentará el próximo Domingo a las 12:00 en el Nuestra Señora de Setefilla para disputar de tú a tú los 3 puntos
.
Sigamos juntos en este sueño…¡EL VALOR DE LO NUESTRO!

FICHA TÉCNICA:

U.D. PILAS: Álvaro, Mesa, Solís, Zayas, Salado, René, Ale Domínguez, Junior, Porras, Gabri y Álvaro Sánchez.También jugaron: Bernal, Juanmi, Salva, Valla y Juan Anguas. 

P.D. Rociera.: Rivas, Miguel Ángel, Parra, Jony, Iván, Javi Calahorro, Recio, Francisco Pérez, Gordi, Ismael y Alex Rubio. También jugaron: Pablo, Varela, Villalon, Manu Rey, Antonio Álvarez y Monge.
Emilio Gutierrez Ruiz, árbitro principal, amonestó a los locales Porras, Alex Domínguez, Álvaro Sánchez, Fran Solís, Zayas, Gabri y Juanmi. Alex Rubio, Rivas, Francisco Perez e Iván sufrieron amonestación por los visitantes.



No hay comentarios:

Publicar un comentario